Cba24n– Aseguran que la empresa Ecotierra los estafó y no pagó los terrenos al propietario original. Hay 400 familias afectadas.

Habitantes de un barrio de la zona sur de Córdoba denuncian que compraron de buena fe terrenos a la empresa Ecotierra, pero que nunca obtuvieron la titularidad de los terrenos, que serán rematados.

Quienes llegaron con el sueño de la casa propia nunca se imaginaron que la firma fuera a provocarles un daño. Sin embargo, los habitantes del barrio Anexo Ituzaingó Ecotierra reclaman que alguien responda por la estafa que los afectó. Por eso solicitan la intervención del Ministerio de Desarrollo provincial.

«A Marcelo Fleurquin (el titular de la empresa) le compré la tierra donde estoy edificando mi casa, con mucho esfuerzo, tengo muchos problemas de salud y encima la incertidumbre de no saber dónde voy a terminar mis días», dijo una vecina del barrio.

Otra habitante mostró los documentos que la empresa le dio como avance del desarrollo inmobiliario y relató que hace tres años que no entregan los lotes.

El emprendimiento se ubica en la zona sur, a continuación de barrio Ituzaingó Anexo. Son 29 hectáreas formado por 719 lotes, que  de acuerdo a la denuncia fueron comercializados por el señor Fleurquin, propietario de la empresa urbanizadora.

Muchos, tras pagar sus terrenos y edificar sus casas, se enteraron que el anterior propietario nunca pudo cobrarle a Fleurquin quien hoy se encuentra detenido por estafa.

«Todos los vecinos que estamos acá tenemos nuestro boleto de compra venta, título y posesión, acá no hay usurpadores, todos somos compradores de buena fe. Vimos una estructura publicitaria que se hizo en la zona desde el año 2011, cuando en el lugar había cartelería por todos lados, tenía programas en la televisión», relató otra damnificada.

De Ecotierra se cuentan historias increíbles, como la doble comercialización, donde hasta la empresa transportista Coniferal, que tiene su punta de línea, una vez estuvo involucrada.

«En el 2013 compramos dos terrenos. En 2016 nos enteramos que mi terreno lo vendieron a otra familia. Esa familia en tres meses edificó, entonces ellos lo solucionaron dándonos otro terreno, porque esa es la respuesta que te dan. Ahora en julio, estando ya preso Fleurquin, nos enteramos que la empresa Coniferal compró el otro terreno que teníamos a nuestro nombre», aseguró otra afectada por la estafa.

Compartir esta noticia
(Visto 669 veces. 1 visitas hoy)

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here