Redacción Alta Gracia– La investigación ha concluido y el Fiscal Emilio Drazile decidió elevar a juicio el caso. La justicia deberá determinar en que cámara se desarrollará esta instancia. Norma Benítez (50) está imputada como supuesta autora de «homicidio doblemente calificado por el vínculo y alevosía», por el crimen de Marcelino Duarte (33), a fines de octubre del 2016.

El fiscal manifestó a REDACCIÓN ALTA GRACIA que hay elementos suficientes para pasar a la siguiente instancia.

Benítez permanece detenida en la Unidad Carcelaria de Bouwer, mientras su presunto cómplice, Mario Frutos- acusado de «encubrimiento agravado» y «tenencia ilegal de armas de fuego» esperará la audiencia en libertad ya que su delito es excarcelable. La condena según esta calificación es prisión perpetua para la agresora.

EL HECHO

El asesinato ocurrió el 22 de octubre de 2016, en la vivienda que pertenecía a víctima y victimario, en la localidad vecina del Valle de Anisacate. En un primer momento, un hijo de la mujer llamó a la policía denunciando un hecho inseguridad, afirmando que el hombre había muerto de un balazo.

Según los testimonios de los vecinos, habrían discutido previo al hecho. Drazile afirmó que la pareja tenía conflictos y se querían separar: el hombre le estaba exigiendo a la mujer más dinero por la casa.

Duarte se encontraba sentado al momento del ataque. Recibió un fuerte golpe de atrás-realizado con un caño de gas- y luego más golpes al caer al piso. El arma homicida fue encontrada en la morada de Frutos: en la misma se halló ADN del fallecido.

 

 

 

 

 

 

Compartir esta noticia
(Visto 271 veces. 1 visitas hoy)

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here