Por María Luz Cortez. Confieso que no es mi estilo de película, pero allí estaba con un trailer entretenido en una madrugada de sábado y me dije: «Ok, en la semana la veo». Hecha la aclaración para este finde recomiendo «Fractura». Se trata de una película de suspenso bastante intrincada.

Ray Monroe (Sam Whorthington) discute con su esposa Joanne Monroe (Lily Rabe) en el medio de la carretera, atrás su pequeña hija Peri habla tímidamente. En el medio de la discusión dejan entrever que Ray es un alcohólico en recuperación y por eso maneja lentamente en comparación con el resto de los conductores.

La niña tiene ganas de ir al baño y se detienen en una gasolinera. Allí sufre un accidente al caer de espalda en una obra en construcción cercana a la estación. Urgente, Ray traslada a su familia hasta un hospital cercano.

En el lugar, las mujeres van a realizarse una tomografía para ver cómo sigue la pequeña, pero nunca regresan. Ray comienza a desesperarse y teme que hayan secuestrado a su familia. A partir de eso, todo se complica.

Compartir esta noticia

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here