La organización de Derechos Humanos realizó una conferencia donde anunciaron la recuperación y devolución de identidad a la nieta robada de Vilma Delinda Sesarego de Gutierrez, una de las fundadoras de Abuelas de Plaza de Mayo. El tío de la joven, Rodolfo Gutiérrez, marcó «Soy un convencido de que la vida siempre le gana a la muerte y esta es la muestra. Fue un embarazo de 37 años».

La Asociación de Abuelas de Plaza de Mayo anunció la restitución de identidad de la nieta recuperada número 110. Es hija de Oscar Guitiérrez y Liliana Isabel Acuña, afirmó Estela de Carlotto y subrayó que es la nieta de una de las doce fundadoras del organismo, Vilma Sesarego.

La presidenta de Abuelas relató que la joven «se acercó incentivada por unas amigas y por su entorno; la recibió un equipo que verificó que los datos concordaban con el de una de las familias por lo que el caso fue enviado a la CONADI, donde se pudo hacer un examen rápido». «Ayer el banco de datos genéticos informó la identidad real de esta joven que ahora está procesando esta información”, afirmó.

“Cuando ella quiera en Abuelas se hará el encuentro con los tíos, primos, sobrinos, nietos y ella”, agregó De Carlotto. «Estamos disfrutando del triunfo de la verdad sobre la mentira y del triunfo del amor. La nieta está muy bien. Vino el año pasado a buscarnos y el Banco nos llamo ayer para decirnos que es una nieta nuestra. Su historia decía que apareció abandonada en una ruta. Acá recibió la respuesta necesaria y a corto plazo se va a encontrar con su familia», finalizó en Radio América.

En tanto, el tío de la joven, Rodolfo Gutiérrez, marcó: «Soy un convencido de que la vida siempre le gana a la muerte y esta es la muestra. Fue un embarazo de 37 años».

Además, las Abuelas de Plaza de Mayo realizaron un comunicado donde informaron:

Las Abuelas de Plaza de Mayo tenemos la enorme alegría de informar que hemos encontrado a la hija de Oscar Rómulo Gutiérrez y Liliana Isabel Acuña, desaparecidos el 26 de agosto de 1976. Liliana cursaba entonces el quinto mes de embarazo.

El 31 de octubre de 2013, una joven se acercó a Abuelas con dudas sobre su identidad y fue recibida por el equipo de Presentación Espontánea de nuestra institución. Ante los fuertes indicios de que podría tratarse de una hija de desaparecidos, fue derivada inmediatamente a la Comisión Nacional por el Derecho a la Identidad (Conadi) para que se ordenara la realización del examen de ADN.
Felizmente, los resultados del análisis efectuado en el Banco Nacional de Datos Genéticos indicaron que la joven es la hija de Liliana y Oscar.

Fuente: Infonews

Compartir esta noticia

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here