Por Paqualinonet-  Para sus hijos,  sobrinos o nietos, si los tienes, muy reacios a comer pescado. Puede ser el comienzo para descubrir un placer y una forma distinta de alimentación.

Ingredientes : 1 kilo de filetes de pescado fresco (merluza, abadejo, etc. o todas las distintas especies de tiburoncitos que le gustan tanto a los argentinos, por no tener espinas…), una taza de miga de pan remojada en vino blanco, 1 huevo y una yema, 1 cucharada de perejil, sal, especias a gusto (ají molido, pimienta, estragón, etc.), pan rallado y rebozador. 1 latita de atún. Aceite.

Preparación :  Corte a cuchillo los filetes de pescado en trozos bien chicos. Póngalos en un bol grande y agregue la miga de pan remojada en vino blanco; estrujarla un poco. Condimentar con sal y las especias, sumar el huevo y yema batidos, el perejil, el atún desmenuzado.

Amasar incorporando un poco de pan rallado para hacer consistente la mezcla. Dejar descansar en heladera una horita. Luego formar albóndigas, pasarlas por rebozador, aplastarlas o darles forma con un molde de hamburguesas y asarlas en una plancha de teflón apenas untada con aceite.

Dorándolas de los dos lados también estarán cocinadas, sin que pierdan jugo alguno. Servir caliente acompañadas con ensaladas o purés.

¡Sanísimas! Con la misma mezcla, haciendo pelotitas y friéndolas en aceite, saldrán unas ricas albóndigas de pescado que pueden cocinarse luego unos ocho minutos en salsa de tomate y servirse con ésta. O hacer unos fideos con la salsa y acompañarlos con las albóndigas. ¡Plato completísimo! 

Compartir esta noticia

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here