Fue por la firma del decreto presidencial, quien estable el cupo Laboral Travesti Trans en el sector público. El fiscal Enrique Senestrari manifestó que había un puesto para ser ocupado. El Ministerio de Justicia y Derechos Humanos acompañó el proceso de formación e ingreso de Lara Godoy quien ya está trabajando en esa oficina pública.

El Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Provincia, a través de la Comisión Interministerial de Derechos Humanos, Géneros y Diversidad Sexual viene trabajando desde su creación en el acompañamiento y capacitación de las personas del grupo poblacional LGTBIQ+ para lograr una efectiva inserción laboral genuina en el entendimiento que la inserción laboral es la vía más eficaz para lograr una real inserción social.

Lara tiene 38 años y hace unos días comenzó a trabajar en la justicia Federal de Córdoba. La oportunidad surgió tras el decreto presidencial 721/2020 que establece el cupo laboral travesti trans en el sector público. Su militancia por los derechos de las personas trans le facilitó construir redes que hoy acercaron su nombre al fiscal federal, Enrique Senestrari, como una persona preparada para ocupar la vacante que se había producido.

En el marco del decreto del gobierno nacional, el fiscal entendió que debía dejar de ser algo simbólico, sus compañeros le acercaron el nombre de Lara como una persona que trabaja y milita desde hace tiempo por el cupo laboral trans entre otros derechos vulnerados.

A partir de ese momento, se contactó con el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, quienes trabajan en la temática y acompañan a Lara desde que vino a Córdoba. “Les comenté la posibilidad al secretario de derechos humanos, Calixto Angulo y al director general de capacitación y difusión de los derechos humanos en la comunidad».

Por su parte, Calixto Angulo, manifestó que: “La incorporación de Lara es un hito en el trabajo que se viene realizando en el acompañamiento desde la comisión Interministerial. Estamos deseosos que esta decisión se replique en otros ámbitos públicos y privados”.

Lara reconoce el acompañamiento que tuvo desde que llegó a la provincia del Ministerio de Justicia a través de la Secretaría de Derechos Humanos. “Siento un profundo agradecimiento porque siempre estuvieron cerca mío no solo en lo referente a mi progreso, sino también en la lucha por el esclarecimiento del transfemicidio de mi amiga Azul Montoro”.

Para finalizar, Lara dice que ya comenzó a hacer el trabajo de manera remota y que el contrato es por tres meses con posibilidades de rendir concurso y pertenecer luego a la planta del personal de esa fiscalía. “Me siento feliz, este trabajo me llega justo en un momento que veía mi futuro incierto en el aspecto laboral”, dice Lara.

Compartir esta noticia

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here