Redacción Alta Gracia- En diálogo con Radio Bar, el asesor letrado del Municipio Daniel Villar, habló sobre los motivos por los cuales la justicia local deberá investigar a funcionarios sobre una posible “desobediencia a la autoridad” en relación a Cocó – Restó. Afirmó que “la municipalidad y sus funcionarios han actuado a derecho”En declaraciones a la FM local Villar explicó detalladamente cuáles fueron los pasos legales que se llevaron a cabo desde el momento que se habilitó por ordenanza el funcionamiento del emprendimiento Cocó  – Restó y todos los enmarañados pasos procesales que continuaron.

En términos generales aclaró que una vez que el Concejo Deliberante aprobó la excepción al POUT (Plan de Ordenamiento Urbano y Territorial) para que allí funcione un boliche y pub, vecinos colindantes interpusieron un recurso de amparo. El expediente de este reclamo es el Nº 2422.

“La medida cautelar estaba vigente y fue apelada. Esa apelación se resuelve el 25 de junio donde mantiene los dichos de la jueza local. Absténgase la Municipalidad de conceder la habilitación parcial o definitiva del emprendimiento comercial denunciado, o sea del boliche bailable. El boliche iría en contra de normas ambientales entre otros. Cuando la cámara resuelve nos encontramos con una sorpresa procesal.

“El día 22 -por algún motivo -se presenta (el abogado de los amparistas) en el Alta Gracia y pide que se amplíe la cautelar al restauran que ya estaba habilitado y se iba a inaugurar a los pocos días. El abogado pretendía que en ese domicilio no debía funcionar nada. Nosotros aclaramos que se habilitó un restaurante que nada tiene que ver con en el expediente Nº 2422.

“El recurso que interpusimos fue el “in extremis” cuando existe una equivocación o una forma errónea de interpretar debe interponerse ese recurso. Considerábamos que estaba abierta la instancia en Alta Gracia y mal puede el superior actuar y resolver sin que se haya expedido el juez en primera instancia. Posiblemente desconocían los amparistas que existía otro expediente que está autorizado que se refiere al restaurant que cumple con todas las normas”

En otra parte de la entrevista Villar explica que “la municipalidad y sus funcionarios han actuado a derecho. Vamos a ser respetuoso de lo que la justicia decida” y agregó que los dimes y diretes relacionados al emprendimiento comercial se corresponden a una “piroctecnia” electoral. “Aquí  hubo travesura judicial, (el abogado amparista)  se presentó en dos ventanillas distintas”

Finalmente el funcionario aseguró que  los dueños del emprendimiento firmaron la renuncia a iniciar acciones legales contra el Municipio por la posible derogación de la ordenanza que los habilitó para el boliche. “El patrimonio de los funcionarios será el que responda. Este gobierno lo va a hacer, cosa que no ocurrió en gobiernos anteriores”-

Compartir esta noticia

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here