Por Noelia Martín- En la mañana del viernes 11 de abril se tomaron muestras de sangre a vecinos que viven alejados de la zona rural. De esta manera se continúa con los estudios que se realizarán en vecinos que habitan distintos puntos de la ciudad. Estos trabajos buscan averiguar si los agroquímicos produjeron daño genético en las personas expuestas crónicamente. Esta investigación es llevada a cabo por el Departamento de Ciencias Naturales de la Facultad de Ciencias Exactas, Físico–Químicas y Naturales de la Universidad Nacional de Río Cuarto.

La toma se realizó en los dispensarios, sobre los voluntarios que fueron seleccionados previamente. En esta oportunidad se extrajo sangre a diez personas que habitan a 1500 metros de la zona rural. Estas muestras sirven como referentes de control de aquellas que viven cercan de los campos.

En septiembre del 2013 se firmó un convenio entre la Municipalidad de Alta Gracia y la Facultad de Río Cuarto, precisamente con la Facultad de Ciencias Exactas, Físico-Químicas y Naturales. En el mismo, se estipuló es estudio de las muestras de sangre de cuarenta vecinos de Alta Gracia para cotejar los efectos de los agroquímicos en la salud. El objetivo es averiguar si estos químicos han producido daño en el material genético en las personas expuestas crónicamente. Para ello, se tomarán muestras de habitantes de barrios aledaños a la zona rural y de habitantes de barrios céntricos o alejados de los campos para poder comparar las mismas. Los resultados estarán listos en septiembre de 2015.

Los doctores a cargo de la importante investigación, son la Doctora Especialista en Genética Delia Aiassa y el Doctor Farmacólogo- Toxicólogo Fernando Mañas, ambos investigadores del  

Hoy se brindó una conferencia de prensa en el Departamento Ejecutivo, de la cual participaron los profesionales, el Director de Ambiente Diego Ferrari y el Director de Salud Jorge Mercado. En la misma se informó sobre la continuidad de los estudios.

productora agropecuaria Además participaron tres productores agropecuarios,  pertenecientes a la Asociación Civil «Cultivar» los cuales despejaron  sus dudas ante los doctores y plantearon la necesidad de que se les  tomara muestras de sangre a ellos también. Susana Beban, una de  los productores, opinó «yo pienso que para que una muestra sea  representativa, también tienen que estar los productores que son  los usuarios de los productos fitosanitarios». Por el momento, la  investigación abarca a los vecinos que han sido expuestos involuntariamente, este protocolo fue determinado al comienzo de la misma. Aiassa no descartó que esta población sea tomada en cuenta en una segunda etapa. 

 

Fotos: Noelia Martín

Compartir esta noticia

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here