El examen, que había sido solicitado por el fiscal Enrique Senestrari, será realizado el viernes 27 de marzo por la mañana.

La Cámara Federal ordenó la realización de un peritaje balístico al automóvil en que fuera hallado muerto el policía Juan Alós, ex integrante de la División de Lucha contra el Narcotráfico.

La prueba había sido solicitada por el fiscal federal Enrique Senestrari, quien investiga la causa, luego que la Corte Suprema de Justicia de la Nación decidiera su reapertura.

El pasado año, el fiscal provincial Emilio Drazile había solicitado el cierre de la instrucción, considerando que se trataba de un suicidio.

No obstante, luego que Senestrari, que investiga el denominado Narcoescándalo (causa en la cual se investiga la existencia de vínculos entre los miembros de la citada división de la Policía y narcos locales) señalara la existencia de falencias en la instrucción de su par, el máximo órgano de la Justicia ordenó reabrir las actuaciones.

Entre las nuevas pruebas que se solicitaron, el representante del fuero federal solicitó una pericia balística sobre el Renault Clio, dominio JKW-448, vehículo en el cual se halló el cuerpo de Juan Antonio Alós.

La inspección técnica es solicitada a los fines de «verificar si el proyectil que impactara sobre el parante medio izquierdo generó alguna impronta sobre la chapa subyacente».

Asimismo solicita que «se examine el tapizado del techo del vehículo con el objeto de determinar si el hundimiento registrado resulta compatible o no con el accionar de un proyectil disparado por arma de fuego».

 

 

Fuente: Cba24n

Compartir esta noticia

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here